diumenge, 1 de maig de 2011


Mi alma vuela y vuela
buscándote a lo lejos,
a tí, mi rosa melancólica
rosa de mi recuerdo...
Cuando la madrugada
humedece el campo
y el día es como un niño
que despierta en el cielo,
pienso en tí
mi rosa melancólica,
de ojos negros
de fría sombra,
que invade mis sueños,
toco tú firme cuerpo
con mucho cuidado
de no quemarme con su fuego,
y cuando la tarde cae
del ocaso deshecho,
yo metido en mis recuerdos
mi oscuro pasado contemplo...
Y en la noche cargada
de ardoroso silencio,
tú mi rosa, melancólica
rosa de mi recuerdo,
dorada, viva y húmeda,
bajando vas del techo,
tomas mi mano fría
y te me quedas mirando,
cierro entonces los ojos,
pero te sigo viendo
clavada allí, clavando
tú mirada en mi pecho,
larga mirada fija,
como un puñal de acero
clavado en mi sueño.....


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada